práctica ['prak ti ka]

f. ejercicio de cualquier arte

o facultad, conforme a sus

reglas excercise

La autoedición es un conjunto de actividades en las que se prepara el material en un ordenador que luego se copiará utilizando métodos poligráficos. El proceso de autoedición se inicia introduciendo texto e imágenes en el ordenador. Acto seguido, tiene lugar el proceso básico de la autoedición: la preparación de la disposición de la publicación utilizando los elementos individuales, inclusive la provisión de información para la impresora y la encuadernadora. Finalmente se guarda este documento en forma de PDF o de documento de lectura.

El servicio de autoedición de mLingua normalmente autoedita textos que hemos traducido: nuestra tarea implica la reconstrucción adecuada del aspecto del texto original en una copia electrónica o un ejemplar en papel de un panfleto de publicidad, un libro o un catálogo en otra lengua con la posibilidad de adaptarlo a los contenidos de una cultura determinada. Para preparar la disposición gráfica de las traducciones, utilizamos los software más populares en los ordenadores Microsoft y Apple: Adobe InDesign, Adobe FrameMaker, Adobe PageMaker, Adobe Acrobat, QuarkXPress, Adobe Photoshop, Adobe Illustrator, Corel Draw y AutoCAD.

Nuestros servicios incluyen:

  • Formateo y ajuste de materiales locales correspondientes al original de acuerdo con los estándares de la lengua de llegada.
  • Creación de documentos en formato de lectura o archivos en PDF para publicaciones en línea e impresas.
  • Garantizar el control de calidad de la autoedición.
  • Creación de plantillas y ejemplares de documentos para la generación de archivos de PDF en formatos electrónicos e imprimibles.
  • Aislamiento de contenidos para ser traducidos desde cualquier aplicación o formato de autoedición.
  • Conversión de proyectos originales en tecnologías XML estructuradas basadas en un estándar determinado, como DocBook o DITA.

La ventaja de mLingua respecto a otras empresas de autoedición radica en la estrecha colaboración de nuestro estudio gráfico con los traductores y revisores, siempre con la revisión del gestor de proyectos. Este hecho reduce el tiempo de autoedición y el resultado final es habitualmente mejor que si hubiéramos confiado en otra empresa de autoedición para maquetar nuestras traducciones. Gracias a nuestra experiencia, le recomendamos que no confíe en equipos de autoedición multilingües ya que no entienden los textos o no están familiarizados con la cultura de llegada y eso puede conllevar el riesgo de introducir errores en el proceso de publicación.

Nuestros coordinadores les pueden ofrecer más información a través del correo electrónico info@mlingua.com.ar.